Las noches de verano pueden llegar a ser extremadamente calurosas, sobre todo en lugares como Andalucía. En ocasiones, no logramos dormir a pierna suelta sino encendemos el popular y conocido aire acondicionado. Sin embargo, no es la solución más adecuada a largo plazo. Por eso, te traemos algunas soluciones para afrontar como es debido las altas temperaturas.

Preparar el dormitorio

Si deseamos descansar plácidamente y sin interrupciones, debemos preparar y acondicionar el dormitorio con los elementos más adecuados. A continuación, te ofrecemos ciertos consejos de decoración que te pueden ayudar a lograrlo:

1.  Materiales frescos

Por supuesto la elección de los materiales y textiles es clave a la hora de preparar nuestra habitación para los meses calurosos. En ese sentido, es muy importante optar por productos naturales tales como el algodón o el lino para vestir nuestra cama. Todos ellos deben transpirar por sí solos y no acumular el sudor, ni tampoco generar humedad.

2. Tonalidades claras y estampados mínimos

Los colores presentan multitud de propiedades, entre ellas destaca que funcionan como reguladores de temperatura. Los tonos claros tales como los colores pasteles son los más adecuados para decorar el dormitorio durante las épocas de más calor. Hay que recordar que el blanco es siempre una apuesta acertada.

En el caso de no querer colores lisos, recomendamos el uso prudente de los estampados, ya que pueden llegar a sobrecargar en exceso el cuarto. En todo caso, el estilo marinero o el mediterráneo son los más acertados.

4. Complementos versátiles

Por último pero no menos significativo, debemos hablar de aquellos detalles que marcan la diferencia y que potencian nuestro bienestar. Las alfombras son un claro ejemplo de ello. Aunque las relacionemos con el invierno, son perfectas para el verano si se elige de forma correcta el material de las mismas. Aportan un aire más fresco a nuestro dormitorio.

Igualmente, los toques florales ofrecen sensación de naturalidad y de relajación. Los podemos encontrar en multitud de productos de decoración, ya sea en los propios textiles o en los cuadros.

 

Date prisa y ¡refresca tu dormitorio!